Search
viernes 15 de diciembre de 2017
  • :
  • :

Marruecos instala en su desierto la planta solar más grande del mundo.

Mega planta solar MarruecosEsta mega planta solar alcanzará los 500 megavatios cuando esté a pleno rendimiento.

Los primeros proyectos a gran escala para generar energía renovable empiezan a conquistar países en pleno desarrollo. Entre ellos se encuentra México, país que persigue la ambiciosa meta de producir el 35 por ciento de su energía con fuentes limpias para 2026 a través de plantas de energía solar.

Marruecos se ha convertido en uno de los países en desarrollo con diseños que cubren los servicios eléctricos básicos de una vivienda gracias a la energía disponible de páneles solares. Desde este mes de febrero de 2016, ha entrado en funcionamiento la planta solar más grande del mundo.

Si bien todavía no está a pleno rendimiento, cuando lo haga tendrá la capacidad de generar energía para más de un millón de hogares marroquíes. Esto con el objetivo de reducir la dependencia de los combustibles fósiles y fomentar el uso de energía renovable para un desarrollo libre de carbón.

Actualmente la planta Noor-Ouarzazate CSP tiene un complejo llamado NOOR, el cual se espera que alcance los 580 megavatios y ofrezca electricidad a 1.1 millones de habitantes. Se estima que pueda reducir el consumo de combustibles fósiles en 2,5 millones de toneladas aproximadamente, y 760 000 toneladas de emisiones de CO2 al año.

La primera fase del complejo, denominada Noor I, ocupa 480 hectáreas, tiene una capacidad de 160 megavatios y suministrará energía a 135.000 hogares. Cuando estén operativas las cuatro fases de la megaplanta, en 2018, será una de las mayores del mundo, contará con 580 megavatios de potencia y ocupará más de 3.000 hectáreas.

La megaplanta de Ouarzazate forma parte de un plan marroquí, valorado en 9.000 millones de dólares (algo más de 8.000 millones de euros) y gestionado por la Agencia Marroquí de Energía Solar (Masen), cuyo objetivo es producir 2000 megavatios de electricidad a partir del sol en 2020.

Marie Françoise Nelly, directora del World Bank Country, considera que esta planta es un paso importante para Marruecos, pues es un país pionero en el desarrollo ecosustentable: “El resultado de esta inversión será significativa para este país y para su gente, pues se refuerza la seguridad energética, la limpieza e higiene del medio ambiente y la posibilidad de nuevos trabajos para muchos individuos.”